Guía de la noche de bruja

Hola pinguinos :D!

Llegué un poco tarde pero estoy aquí para ayudarles en su búsqueda de Gariwald III. Para relatarlo os muestro mi diario, que escribí mientras iba por la casa encantada:

Diario de Cubito14

Día **##*#

Hora: 00:00 AM

Mientras iba por las habitaciones de la casa, elaboré un mapa un poco complejo, pero no difícil de entender. Podria serviros de ayuda…

(Click en la imagen para ver a pantalla completa)

Todo comenzó una noche de la Fiesta de Brujas. Yo iba decido a encontrar al tío de Gary, que desapareció años atrás. Nada más despertar, recibí una carta de Gary y me embarque en la búsqueda más escalofriante jamás realizada. En la puerta de la mansión, ya no había vuelta atrás.

Entré en la mansión, y me sorprendió un extraño cofre cerrado con 5 llaves. Al ver una en la esquina de la pantalla decidí investigar un poco más:

Pensando en la primera llave, me di cuenta de que estaba en un lugar, más que a simple vista, que nadie miraría por primera vez:

Con la primera llave, entré en la sala de mi izquierda y descubrí una gran y acogedora librería. Había un montón de libros, pero sólo uno me llamó la atención. Estaba en una vitrina en la pared y en su portada aparecía bordada una llave. Si fuera un pinguino tonto, habría pasado de ella, pero la pista no podría estar menos escondida.

Al bajar de la escalera tropecé y me caí sobre un candelabro, que para asombro mío, hizo sonar un click y una librería se apartó dejando al descubierto un pasadizo secreto. Me armé de valor, y lo crucé.

Día **##*#

Hora: 01:03 AM

Terminando el pasadizo aparecí en… ¡un cementerio! Era muy difícil resistir la tentación de volver a mi sofá calentito y acogedor, pero Gary necesitaba mucha ayuda. Recorrí el cementerio buscando indicios de una llave escondida. Casi me cae una jaula y me atrapa, tengo alucinaciones porque me parece ver fantasmas y por si fuera poco, llega un olor putrefacto y pestilente, similar al de la piscina de Cp en Noche de brujas. Pobre de mi olfato, fui hasta la parte norte del cementerio y descubrí la fachada más descuidada y hecha polvo, el jardín más horrible y terrorífico y una piscina que tendría que haber estado décadas sin limpiarse. Me fijo en otra cosa y veo una tumba más grande que las demás, con una calavera tallada en la lápida. Me acerco para ver las iniciales y observo una llave grabada en la piedra. Para mi asombro, abro la tumba:

Cojo la llave y me asusto al ver un esqueleto sujetándola. Corro aterrorizado y caigo en la putrefacta agua. Siento que salgo, pero yo no hago nada. Poco a poco cierro los ojos y me quedo inconsciente.

Día: **##*#

Hora: 03:17 AM

Me encuentro en una sala extraña. Es medio cocina-comedor. Hay una chimenea, una mesa y me parece divisar un palco que da al comedor con instrumentos musicales. He debido de estar 2 horas inconsciente y la cabeza me da muchas vueltas. Hambriento (y puede que sin plena posesión de mis facultades mentales), voy a ver lo que hay en la mesa para comer y… es un raspa de pescado. ¡No! ¡Espera! ¡Es la llave!

Salgo por la puerta y aparezco en un corredor. Me aventuro a subir al desván, a pesar de que es una de las peores opciones que tengo. Arriba las tablas de madera que hay por suelo están desvencijadas y hay una mesa de vidente. Me fijo en un cuadro de un murci-puffle (mezcla entre murciélago y puffle). La pintura está al borde de caerse, los clavos que la sujetan no tienen poco tiempo. Me asalta la idea de que detrás de ella haya algo, como en la obra “Ruby y el Rubí”, que ocultaban una caja fuerte detrás del cuadro. Lo inspecciono.

¡He encontrado todas las llaves! Vuelvo al recibidor y abro el cofre. Me dan unas gafas y un papelito con instrucciones:

Me pongo las gafas y… ¡Ahhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh! ¡Un fantasma! Cuando me tranquilizo me doy cuenta de que esos fantasmas estaban ahí todo el rato, pero no los había visto. Siento la corazonada de ir al corredor, y encuentro una puerta. No estaba antes, y esta esta brillando y rodeada de ectoplasma azul. Me aventuro a entrar.

Todo es muy extraño, hay una máquina enorme con líquidos frascos, un ordenador, está Gariwald, un libro de disfraces… ¡Un momento, Gariwald! ¡He encontrado a Garywald!

En ese momento dejé de escribir pero, si habéis llegado hasta mi punto, Garywald os dará las felicidades y un fondo de laboratorio secreto:

Una vez en la sala, podéis hacer click en el libro. Es un catálogo de disfraces especiales, incluyendo el traje que completa las gafas de caza-fantasmas  y el clásico disfraz de fantasma:

¿Te gustaron los disfraces? Pues eso no es todo, porque, tatachin tatachan: ¡Os podéis convertir en fantasmas! Es tan simple, con sólo entrar en la máquina y esperar a que se cargue. Respirar profundo porque vais a ver a… ¡El fantasma de Cubito14!

Una vez convertidos podéis asusta a la gente, y a cambio, conseguir muebles. Haz click en la palomita en la esquina superior derecha:

Espero que les haya servido y que cacéis a muchos fantasmas/que asustéis a muchos pinguinos.

-Cubito14-

Anuncios

Acerca de cubito14

Soy blogger y diseñador y actualmente tengo un blog llamado PuffitosCp . Me gusta crear imágenes con recortes y hacer cortos animados. Si me ves por Club Penguin, envíame una postal y yo te responderé. Twitter: @puffitoscp

Publicado el 23 octubre, 2012 en Sin categoría. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: